Addictware – Noticias de tecnología

Para desarrollar y explotar el máximo potencial de una empresa es fundamental contar con aliados fiables, de lo contrario problemas legales, riesgos reputacionales, insatisfacción de los clientes y fraudes están siempre latentes en la relación comercial.

Las alianzas comerciales son vitales para el crecimiento de cualquier negocio. El futuro de ambas empresas y sus opciones de escalamiento dependen de ellos. Sin embargo, existe un riesgo latente de que estas alianzas estratégicas resulten infructuosas o incluso afecten a una o ambas empresas.

Es común que las empresas al formar una alianza tengan claro lo que quieren y necesitan de su socio o proveedor y hablen de ello, pero rara vez hablan de la parte negativa, es decir, lo que no quieren. Esto ocurre especialmente con empresas que están comenzando a crecer y buscan estas alianzas. Es importante que reconozcan “las banderas rojas” que les dicen que esta alianza es potencialmente peligrosa.

Para desarrollar y explotar el máximo potencial de una empresa es fundamental contar con aliados fiables, de lo contrario problemas legales, riesgos reputacionales, insatisfacción de los clientes y fraudes están siempre latentes en la relación comercial.

Los llamados ‘Papeles de Panamá’ y ‘Papeles de Pandora’ destacan como ejemplos del desconocimiento de las actividades de potenciales socios en los últimos años, la mayor filtración de documentos confidenciales hasta la fecha, que revela (en el primer caso) cómo algunos Las cifras que viven en América Latina durante los últimos 20 años han recurrido a negocios opacos para comprar villas, registrar yates de lujo y administrar ganancias millonarias.

En el segundo caso, este estudio muestra la inclusión de datos de cuentas bancarias y de 214 mil 488 empresas Costa afuera asociados con más de 200 países, la mayoría de los cuales fundaron empresas en jurisdicciones consideradas paraísos fiscales – por su baja o nula tributación y el anonimato de sus propietarios – y las mantuvieron ocultas a las autoridades y especialmente al fisco.

Tal escenario invita a las empresas a dejar de hacer negocios a ciegas, verificando la identidad de sus aliados y promoviendo estrategias de crecimiento con socios que comparten la visión de futuro y la ilusión. “Al final del día, las alianzas comerciales se tratan de que las partes involucradas logren un beneficio mutuo”, agrega Robledo.

Según su identidad, estas son cinco razones para no hacer negocios con una empresa:

  1. Falta de un plan de negocios. Las empresas que no puedan presentar un plan de acción claramente definido difícilmente podrán cumplir con las expectativas de una alianza, ya sea por falta de experiencia, objetivos claros o desorganización. De cualquier manera, si un aliado no tiene un plan de negocios bien definido, vale la pena buscar una opción diferente.
  2. La negativa debe investigarse. Cuando un aliado potencial se niega a que lo investiguen o le den garantías sobre su situación, es hora de decir adiós. Idealmente, antes de firmar una alianza, ambas partes presentarán sus credenciales y optarán por ejecutar los procesos de validación de identidad de cada uno para que puedan estar seguros de que las negociaciones avanzan en los mejores términos.
  3. Promesas excepcionales. Algunas empresas pueden hacer más promesas de las que pueden cumplir para conseguir un trato. Por este motivo, es importante conocer al socio con exactitud y saber en qué medida puede cumplir sus promesas. Cabe señalar que no siempre es recomendable establecer una alianza y establecer expectativas más altas; un plan de negocios completo y concreto es ideal y debe cumplirse, es decir, no pedir más ni menos a los socios comerciales.
  4. Discrepancias en pagos o emisión de facturas. Para evitar esto, es importante acordar fechas de pago, montos y cuestiones de facturación para que ambas partes puedan estar seguras de estos movimientos.
  5. Malas referencias. Si bien la mayoría de las empresas trabajan constantemente para deshacer las malas experiencias de los clientes o socios, algunas pueden perfeccionarlo aún más. Una mañana de recomendación no cubre todo el negocio, pero puede ser una señal de advertencia que no debe subestimarse.

Rockie Steve

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *