Martinelli nuevamente evade la justicia panameña | Política | Edición América

Un tribunal de Panamá aplazó este miércoles el juicio del expresidente Ricardo Martinelli (2009-2014) por escuchas telefónicas ilegales al 21 de julio luego de que la defensa del expresidente presentara una incapacidad médica.

“Los pedidos del Ministerio de Estado en audiencia para informar a un expresidente de la República de los resultados forenses del caso Pinchazos no fueron admitidos a audiencia por el juzgado. El juicio fue pospuesto para el 21 de julio de 2021 a las 9 a.m. ”, anunció el fiscal en su cuenta de Twitter.

El 22 de junio, Ricardo Martinelli, de 69 años, enfrentó un nuevo juicio en el caso conocido como «Pinchazos», pero ni él ni su defensa comparecieron para reclamar la incapacidad médica del exmandatario por una operación de columna, que presentó hace dos días a la negociación. fecha.

En consecuencia, el tribunal pasó a revisar la obstrucción presentada por la defensa de Martinelli y reprogramó la cita para el próximo lunes 5 de julio, juicio para el que el Departamento de Justicia ya había designado dos abogados de oficio para el expresidente.

Como resultado, el juicio en el caso «Pinchazos» ha sido aplazado en dos ocasiones para el expresidente debido a incapacidades médicas.

Por ejemplo, este miércoles se llevó a cabo una audiencia para dar a conocer el resultado del dictamen médico del Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses de Panamá, que dictaminó el operativo como «opcional».

Fiscales (Ministerio Público) este miércoles, durante la audiencia en el juzgado de audiencia, llamaron a la ausencia del expresidente, vigilancia y suspensión de la prescripción de las medidas penales mientras se recupera Martinelli, solicitudes que han sido denegadas.

Martinelli y su defensa intentaron en varias ocasiones “atrasar” el juicio por este caso interponiendo varios recursos de supuesta prescripción del delito, pero todos se frustraron.

Un tribunal también rechazó una “advertencia de nulidad” de la defensa como “inadmisible” en un intento por cambiar a los jueces.

Este nuevo juicio fue ordenado por una corte de apelaciones en noviembre de 2020 luego de que Martinelli fuera declarado «no culpable» en agosto de 2019 por cuatro delitos, incluido el desfalco, por hasta 21 años de prisión.

Ahora el expresidente enfrenta dos tipos penales: telecomunicaciones y vigilancia, persecución y vigilancia sin autorización judicial, lo que lo encarcela hasta por 8 años.

Martinelli, quien siempre afirmó ser inocente, ordenó la vigilancia de las telecomunicaciones de más de un centenar de personas, entre empresarios, políticos rivales e incluso sus aliados y periodistas, según la acusación.

En Panamá, Martinelli está imputado además de este caso y tiene prohibición de salida del país por el delito de lavado de dinero en otros dos juicios, el descrito por Odebrecht y el denominado «Negocio Nuevo» asociado a la compra de un conglomerado de medios de comunicación. .

En España, la Audiencia Nacional ordenó este año investigar a Martinelli por presuntos delitos de corrupción en las transacciones internacionales y blanqueo de capitales, que al menos en parte se produjeron en España en un caso en el que está implicada la constructora FCC y en el que el expresidente tiene la condición de de un investigado, así imputado.

Dos hijos del expresidente de Panamá, Ricardo Alberto y Luis Enrique Martinelli Linares, están detenidos en Guatemala desde hace casi un año a pedido de EE.UU., que solicitó la extradición en el caso Odebrecht.

Leopoldo Espin

"Introvertido certificado. Fanático de Internet devoto. Alborotador sutilmente encantador. Pensador".

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.